27



Creo que uno de los sentimientos mas españoles y que no se si se tienen en otros países incluidos los de nuestra propia cultura es el de la Vergüenza ajena. Esa vergüenza que sentimos por actos vergonzantes o que vemos como vergonzante que realizan otras personas que parecen no ser conscientes de lo que están haciendo y que sentimos como propio.

Es un sentimiento que por lo menos a mi me puede asaltar por una multitud de motivos, al ver como alguien maltrata a un animal, al ver a un niño tira un papel mal suelo, ante la mirada complacida de sus padres, al ver como alguien abusa de otra persona valiéndose de un pretendido ascendente sobre esta.

También obviamente cuando alguien descalifica a otro alguien en base a su sexo, raza o religión, y se ufana de las tonterías que suelta por su boca y complacido se ríe de sus propias gracietas. Cuando alguien decide que el es mejor que otro simplemente por que el otro es bajo, gordo, lleva gafas o sufre alguna minusvalía.

Bueno aquí reconozco que una de los actos que más vergüenza ajena me produce como hombre, es la violencia contra la mujer, la violencia de género. No puedo llegar a concebir como un hombre puede llegar a ser tan violento, que llegue a provocar la muerte de la persona a la que supuestamente ama. Como alguien puede llegar, y creo que aquí estar parte del problema, a considerarse dueño total de otra persona, a querer anular la voluntad de otra persona. Que le lleva a creer que la mujer debe vivir la vida a través de el, que el es le alfa y el omega de la vida de la mujer. Que le induce a pensar que solo por medio de el, la mujer se realizará plenamente.

Se que no es un tema sencillo, que lo que aquí escriba no es mas que una simplificación, unos juegos florales, ahora que estamos con los bicentenarios, comparado con el infierno en que viven diariamente cientos y cientos de mujeres,. Mujeres que deberían sentirse mas apoyadas, más protegidas por la sociedad. La sociedad no lo olvidemos que formamos todos, tu mi querido e hipotético lector, yo como muñidor de estos escritos. Y yo también en partida doble como hombre, que no debo olvidar que cuando una mujer es agredida también me agraden a mi como persona, que cuando una mujer ve como su libertad es cercenada, también mi libertad se restringe. Digámoslo alto y claro, cuando una mujer es victima, que poco me gusta esta palabra en este contesto, de un ataque de violencia machista, todos debemos sentirnos atacados, todos debemos hacer sentir nuestro rechazo y nuestra vergüenza antes estos hechos que nos denigran como hombres y nos rebajan a todos hombres y mujeres como seres humanos.

Si, están muy bien y son necesarias la campañas de sensibilización, pero hasta que los hombres no asumamos y nos convenzamos que la violencia machista también es contra nosotros, y las mujeres no comprendan que un solo golpe o grito es un golpe y un grito de más, no avanzaremos.

Ayer en Sevilla murió otra mujer a manos de su pareja. Es la victima número 27 de este año.

Comentarios

charada2 ha dicho que…
Sabes que en muchas ocasiones he hablado yo de ello y sabes de sobra que compartimos punto de vista.
A mí me genera una tremenda vergüenza ajena la descalificación sistemática que un hombre ejerza sobre una mujer en público. Es una velada manera de maltratarla pero también una de las más efectivas para conseguir destruir la autoestima.

Esas situaciones me producen náuseas...

Ojalá 27 sean el récord a partir de ahora y se tarde muchos años en batir.

Entradas populares de este blog

SEPIA CON SOBRASADA