CHULETÓN

No se si os he contado, creo que si, mis experiencias con la hoja de coca. Las dos veces que la he probado ha sido viajando por el altiplano de Perú. Allí es un producto muy consumido desde antes del Tahuantinsuyu, ya que consigue aliviar el cansancio y mitigar la sensación de hambre, además claro de evitar el soroche* . el protocolo es mas o menos el siguiente. Te ofrecen una hojas de coca, tu haces una bola con ella te la metes en la boca y ha continuación te pasan un pequeño pozito – tiene un nombre pero no lo recuero lo siento- con la cal, te pones un poco de la misma en la boca y empiezas a masticar, tranquila y pausadamente, haciendo que la bola pase de un lado a otro de la boca. Yo siendo sincero lo único que consigo es el mismo efecto que cuando vas al dentista, toda la boca dormida. Como digo es un producto muy consumido y es raro la persona que habla contigo y no tenga un pequeño abultamiento en la boca y este chackando**.

Pero no es de la hoja de coca, de lo que quería hablaros hoy. No se si recordáis que os he dicho que uno de mis placeres culpables es la ciencia ficción, en uno de los títulos mas tradicionales de este genero, los personajes se alimentan única y exclusivamente de Soma, quizás una sopa o un puré o una papilla. Un engrudo en todo caso alimenticio y energético que se prepara en fábricas subterráneas y donde ninguno de sus componentes es natural. Pero no solo en esta novela, en muchas otras películas hemos viso como en un futuro mas o menos lejano y ante la falta de alimentos la humanidad se alimenta de productos artificiales creados en laboratorio.

Ayer leyendo una noticia, constate que este futuro ya esta aquí. Decía la noticia que en un laboratorio holandés, estaban haciendo carne para hacer hamburguesas aptas para el consumo humano a partir de células madre de vaca y que pensaban empezar a comercializar esta carne en el próximo mes de Octubre. Vale, os dejo que lo releáis. Si habéis leído bien. Hasta ahora cuando comprabas carne, eras consciente que ese filete que tenias en la mano hasta cierto momento había sido parte de un ser vivo, que mugía o no, que pastaba por verdes campos, que te miran con mirada boba cuando cruzas por delante de ellos y que con sus pedos aumentaba el efecto invernadero. Bueno pues todo eso se acabo, a partir de octubre podremos comer una “carne” que nunca ha estado en contacto con un hueso que nunca ha sido parte de un ser que se moja cuando llueve y espanta las moscas con el rabo. Si os digo la verdad la noticia me ha impactado sobremanera.

Los motivos para esto, aparte claro del si se puede lo hacemos, es según nos cuentan os científicos, efectivamente son hombres de ciencia quienes han creado esta hamburguesa no carniceros ni ganaderos, es luchar contra el hambre, contra el efecto invernadero y contra la deforestación. Aunque imagino que en el fondo los motivos son los de siempre, primero probar que si el hombre puede hacer una cosa, la terminará haciendo y segundo que con este proceso será mucho malbarato producir un kilo de carne que por métodos tradicionales..

Si es verdad que el modelo de ganadería intensiva que este modelo de sociedad prima produce los tres efectos arriba indicado. El efecto invernadero, ya lo he comentado antes es por los gases que emiten los miles de millones de vacas existentes, aunque yo sigo pensando que mas contribuyen los coches y las fabricas. La deforestación es cierto que por ejemplo la selva amazónica se esta desforestando para crear pastos donde los ganaderos puedan aumentar su cabaña. Estas son tierras poco fértiles y que se agotan enseguida con lo cual al cabo de un par de años, se debe desforestar otro terreno para seguir manteniendo la cabaña ganadera. El punto más sensible es el del aumento del hambre. Todos hemos visto las imágenes de la hambruna en África, no creo que haga falta decir mas, lo que no sabemos es que parte del agua que les falta a esas personas, se va a regar los pastizales que alimentan al ganado que las multinacionales crían allí, también que parte de los alimentos, especialmente grano que se envía es desviado para alimentar la cabaña ganadera.

Se que es difícil de aceptar y quizás después de leer lo anterior, no vuelvas a ver un filete de la misma manera. No es esto un alegato a favor del vegetarianismo, soy carnívoro sin complejos, pero si que seamos conscientes y asumamos nuestras contradicciones. Aunque pensar que me pueden poner un chuletón de ternera gallega, que no es ni chuletón, ni ternera, ni gallega hace el futuro mucho mas negro y menos apetecible

* Soroche – mal de altura

** Chackar - masticar

Comentarios

lunanegra ha dicho que…
maria dice:
espera..que sigo..
ahora estoy con la madre de la vaca
bah..si ya los astronaútas " comen " pastillitas
ahora incluso pueda comer conejo
julio mad dice:
claro ademas ahora que las tripulaciones son mixtas jajaja


jajaj..retazo de una charla entre J y la muá ( colgada con su permiso..que si no me lo da..lo cuelgo también, pero shusss..)
BENHUMEA ha dicho que…
ooorale super interesante todo, aunque en principio al leer de la hoja de coca no le encontraba sentido al titulo de CHULETON, jejeje =)

Pero al leerlo completo me parece de lo mas acertado, no solo hablamos del agua si no tambien de la erosion de los campos de cultivo, los gobiernos deberian comenzar a planificar sociedades de desarrollo sustentable pero creo que como estan las cosas en nuestros paises... es demasiado pedirles.

Saludos¡
JCM_MAD ha dicho que…
Hola. Lo primero gracias a las dos por pasaros por aquí.

Lunanegra :Sabia yo que era inútil decirte que no colgases la charla, ya sabes que es un placer hablar contigo.

Benhumea: bienvenida d nuevo, esto no es lo mismo sin tus comentarios. Si tienes toda la razón en lo que comentas. ¿Conoces el termino decrecimiento? Por otro lado ¿Cómo van esas nuevas actividades en las que andabas metida?

Entradas populares de este blog

SEPIA CON SOBRASADA

REACCIONES