DIGNIDAD

 


A veces nos preguntamos que es la dignidad y no sabemos muy bien que responder, ¿Qué es digno?, ¿Qué es indigno? Y sobre todo que puedo hacer yo por ser mas digno. Como digo no es una cuestión fácil, a veces la vida no nos brinda  la oportunidad de actuar de una forma digna, otras veces dejamos pasar la oportunidad, ya sea por no saberla identificar o por no creer que nuestro apoyo pueda ser significativo, o lo que es peor quizás por orgullo

¿Y a que viene esto?, os preguntaréis. Viene, a que la semana pasada unas mujeres nos dieron una lección de dignidad. Ya sabéis que en esta bitácora ,me gusta reflejar lo que para los medios son pequeñas noticias que no valen mas que un pequeño suelto perdido pero para mi son grandes noticias que deberían resaltarse en primera pagina y a doble espacio, ¿Cómo? ¿Quién? ¿Dónde? ¿Por qué?. Las cuatro preguntas clásicas del buen periodista en este caso vienen al dedillo, asi que pasamos a contestarlas

¿Dónde? Aquí, en esta España abrasada y asolada  no solo por el calor meteorológico de estos días, en este país en el que todos los días nos desayunamos con un nuevo escándalo.

¿Quién? . Un grupo de mujeres, como no podía ser de otra forma,  deportistas de un deporte mas que minoritario, casi inexistente, el balonmano playa

¿Cómo? Negándose a obedecer las reglas que había impuesto la federación  europea de dicho deporte

¿Por qué?  Por que las obligaban a jugar con una ropa minúscula que acercaba este ignoto deporte mas a un espectáculo porno que a un espectáculo deportivo.

Hay que decir que las jugadoras y clubs se han visto apoyadas en todo momento por la federación española en su lucha contra el vestuario sexista y les brinda todo su apoyo en la lucha contra las posibles sanciones que les pueda imponer, la susodicha federación, que me imagino, dirigida por un grupo de hombres sin ningún tipo de escrúpulos, además claro de no tener ni madres, ni hijas, ni hermanas, ni sobrinas ni muchas luces tampoco y que  deseosos por dar a conocer su deporte, decidieron ir por el camino fácil de la exhibición y humillación de unas deportistas. Pero parafraseando a ese pequeño gran personaje  no contaban con su dignidad y sus ganas de no comulgar ocn ruedas de molino o para ser más exactos con mini bikinis playeros

Desde aquí todo mi apoyo a estas mujeres.

Gracias por vuestro ejemplo

P.D. Investigando un poco mas esta noticia, me he enterado que a las españolas se han unido también las deportistas francesas. Mon Dieu. C’ est magnifique
 

Comentarios